editorEnriquecido.css iniintrod-Galileo-Programas de navegación aérea-Navegación aérea-AESA-Agencia Estatal de Seguridad Aérea - Ministerio de Fomento

Galileo

 

Global Navigation Satellite System

Desde sus orígenes, el hombre siempre ha tenido la necesidad de viajar y desplazarse. Inicialmente por tierra, posteriormente por mar, y finalmente por aire, el hombre ha visto cumplidos sus sueños hasta el punto de haber podido poner sus pies sobre la Luna.

Pero aunque hoy en día cruzar el mundo es cuestión de horas, el camino no ha sido fácil. Cuando la tierra comenzó a quedarse pequeña, el hombre se atrevió a embarcarse en el gran desafío que suponía navegar por mar día y noche con la única referencia de las estrellas.

Poco a poco la tecnología fue perfeccionando los métodos de navegación. Las mismas ondas electromagnéticas que traían la luz desde las estrellas sirvieron para generar los primeros faros de navegación marítima que advertían de la proximidad a la costa. A finales del siglo XIX, las mismas ondas daban pie a las comunicaciones por radio, y posteriormente a los primeros sistemas de radionavegación, en los que estaciones emisoras emplazadas en tierra emitían señales que recibían los navegantes a una cierta distancia.

La potencia de emisión de las estaciones, la esfericidad de la tierra junto con su orografía hacían difícil la recepción de la señal en alta mar o zonas remotas, por lo que aunque aparecieron soluciones técnicas, un nuevo concepto comenzó a surgir con fuerza: obtener la información de estaciones emisoras localizadas en satélites artificiales orbitando en torno a la Tierra. En realidad, era volver al concepto primitivo de navegación astronómica, sólo que ahora esos astros eran colocados artificialmente por el hombre.

Surgieron así los dos Sistemas Globales (Mundiales) de Navegación por Satélite que hoy en día existen, el GPS (EE.UU.) y el GLONASS (Federación Rusa). Ambos son de origen militar, lo cual marca considerablemente sus campos de acción.

GALILEO es el Sistema de Posicionamiento Global de la Unión Europea. Está diseñado con fines civiles y con el propósito de ser compatible e interoperable con los sistemas actuales de forma que un mismo receptor sea, en un futuro, capaz de recibir los tres sistemas.

Hoy en día, el empleo de esta tecnología de navegación por satélite está en auge, estando llamada a ser uno de los pilares de la sociedad futura: el conocimiento preciso de la posición de las personas y objetos en el espacio y en el tiempo, da lugar a multitud de aplicaciones que van desde una mejor gestión del tráfico aéreo, marítimo, y terrestre, hasta aplicaciones sociales de búsqueda y salvamento en situaciones de emergencia.